Anomia, un mal con acento argentino

1
67

Conduciendo sin cinturón y utilizando teléfono celular.
Conduciendo sin cinturón y utilizando teléfono celular.

En el país de las avivadas, el no respeto a las normas establecidas termina sumiendo a la República en una profunda desorganización social que estanca su desarrollo y ensombrece el futuro.

Adulteración de alimentos y productos farmacéuticos, violación de las normas de tránsito y de las edilicias, evasión impositiva, falsificación de títulos profesionales, incumplimiento de horarios, sobornos, certificados médicos truchos para no concurrir al trabajo, corrupción y corruptelas de todo tipo son moneda corriente en la Argentina.

El menosprecio de las normas tiene un nombre concreto: anomia, y fue estudiado por el sociólogo francés Émile Durkheim (1858-1917), quien lo describió como el mal que sufre una sociedad a causa de la ausencia de reglas morales y reglas jurídicas, el desequilibrio económico y/o el debilitamiento de sus instituciones, lo cual implica un bajo grado de integración social

Durkheim sostenía que en una situación en la que se esfuman todos los límites, los deseos y las pasiones se vuelven desmedidos.

La insuficiencia normativa (las normas existen pero su cumplimiento no es percibido como obligatorio) produce un estado social de crispación y ansiedad.

Según algunos relevamientos, los argentinos manifestamos vivir en un orden social e institucional donde la ley no se cumple y donde el Estado no impone ni garantiza su cumplimiento, y al mismo tiempo expresamos una gran demanda de legalidad y de líderes que

se manejen con apego a las leyes y el respeto a la Constitución, mientras mayoritariamente nos autocalificamos como transgresores y en lugar de asumir nuestra propia responsabilidad preferimos transferirla a los demás.

Y lo más grave es que en un país donde todos reclaman derechos y pocos asumen sus obligaciones, la consecuencia de la anomia termina siendo una grave desorganización social que sepulta proyectos y esperanzas.

 

Fuente: http://www.cooperativaobrera.com.ar/revista/feb10/edicion.pdf

 

Comentarios de Facebook

[fbcomments]

1 COMENTARIO

  1. Muy buena la noticia; nos describe tal cual.Y pensar que algunos critican a los polícos, como si estos no perteneciera a nuestra sociedad.
    Con tal de estar delante de un micrófono y/o camara, cualquier cosa,jajaja.

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingresa tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí