cuando los padres son del mismo sexo

8
88

gay

 Sobre el «matrimonio entre dos personas del mismo sexo», se abrió un interesante debate en nuestro país acerca del término matrimonio, unión civil y adopción; sin embargo, se escuchan opiniones enfrentadas que tratan de categorizar las personas en dos posibilidades: normales y sanas, anormales u enfermas. A esto se agrega otro concepto que es la definición de familia como única institución posible.

La realidad social que nos atraviesa, esa que tantas veces cuesta ver y escuchar, esa que puede molestar , es que existen personas del mismo sexo que se elijen para convivir y que tienen  deseos de cuidar, educar, proteger a una persona como hijo.

La persona que tiene una elección homosexual no es enferma, empecemos por no dividir , no partir esta sociedad que tan tristemente excluyente es; nuestra mirada, nuestro posicionamiento frente a lo que nos resulta diferente tiene la capacidad de discriminar con todo lo que eso significa.

La elección homosexual se ve, casi invariablemente en un 5 a 10% de todas las culturas y sociedades desde hace siglos. Estos hijos, son producto de matrimonios heterosexuales, criados en senos familiares donde el esterotipo es heterosexual.

Me pareció por esto oportuno y pertinente acercarles un trabajo publicado acerca de qué pasa con los hijos criados por dos padres del mismo sexo, tema que ha sido debatido hace 20 años en otro países, de los cuáles surgen evidencias que han sido publicadas en revistas internacionales de medicina, resultado de seguimiento a largo plazo de estos niños.

«Lo que realmente importa es el afecto, la contención y una mirada que reconozca al niño, teniendo como base un vínculo adecuado capaz de aportar los alimentos concretos y simbólicos como ordenadores de la humanización, para la individualización y desarrollo humano»

 ESTE ES EL VERDADERO SENTIDO DE FAMILIA Y LA CRIANZA.

Nuestra mirada es la que  segrega, estigmatiza, divide, categoriza,  discrimina y excluye..para construir una sociedad más justa, es necesario aceptar que todos debemos participar con igualdad de derechos.
 

PADRES DEL MISMO SEXO

La estructura de las relaciones de pareja ya no es únicamente heterosexual. La sociedad es consciente (y a su manera dice tolerar) de las relaciones entre hombres y de las relaciones entre mujeres.

Reconocer y aceptar los derechos de las familias no tradicionales es un reto que nuestra sociedad lentamente debe ir consiguiendo pero junto a ese esfuerzo van apareciendo nuevas necesidades de las parejas homo, por ejemplo la paternidad. Cuando se aborda este punto las opiniones ya no son tan unánimes
 
Mucha literatura científica admite que los niños que crecen con 1 o 2 padres homosexuales se desarrollan de forma similar en lo cognitivo, social, emocional y sexual que los niños con padres heterosexuales.

El óptimo desarrollo de los niños parece ser más influenciado por la naturaleza de las relaciones e interacciones dentro de la familia que por la forma estructural particular de la misma.
 
No existen estadísticas exactas sobre el número de padres homosexuales que existen en las poblaciones, aunque en USA se estima que entre 1 y 9 millones de niños tienen al menos un padre homosexual.

La investigación sobre la diversidad de las relaciones parentales entre padres homosexuales y lesbianas recién está en sus primeros pasos.
Probablemente nunca antes los homosexuales habían sido tan aceptados y respetados como en la actualidad. Hoy en día reconocer la homosexualidad se ha convertido, en muchos círculos, como un acto sin connotaciones de estigmatización que anteriormente sí determinaba el etiquetaje negativo del individuo y su aislamiento del grupo social.
Se acepta la homosexualidad o al menos no está bien visto criticar a los homosexuales por su propia condición. Del mismo modo que no está bien visto ser racista o no ser ecologista. Sin embargo, esa imagen social de las actitudes ¿coincide con la verdadera opinión y valoración que se realiza en ambientes más íntimos? ¿Se acepta la adopción por homosexuales?
Si la homosexualidad es algo natural y válido debe ser igualmente aceptable otorgar a los homosexuales todos los derechos y consideraciones que al individuo heterosexual.
Ser criado por padres homosexuales no debe implicar problemas añadidos al proceso de educación.
La mayoría de los hijos de padres homosexuales nacieron en el contexto de una relación heterosexual que terminó cuando uno de los cónyuges reconoce su verdadera orientación sexual.
En otras ocasiones el hombre gay o la mujer lesbiana pueden decidir solos o en pareja convertirse en padres adoptivos o incluso utilizar las nuevas técnicas reproductivas. En Estados Unidos se conoce ya con el nombre de gayby boom el fenómeno de padres gay (Crespi, 2001).
Los niños con padres gay o lesbianas no estarían en mayor riesgo de abuso sexual que los niños criados por padres heterosexuales. En realidad, el 95% de todos los abusos sexuales cometidos contra las niñas y el 80% de los abusos a varones son perpetrados por hombres heterosexuales.
Sin embargo la huella de los estereotipos negativos de las capacidades parentales de los hombres gay y mujeres lesbianas provoca creencias que dificultan la aceptación de la crianza normal por parte de los homosexuales. Ideas como su menor aptitud maternal, la posibilidad de mayor pedofilia o el desajuste psicosocial de los niños invaden las opiniones.
 Aparentemente la probabilidad de que estos niños sean adultos gay o lesbianas no es mayor que la de los niños de padres heterosexuales, situándose en un 10% aproximadamente la prevalencia de homosexualidad en los hijos de padres gay o madres lesbianas, resultado similar a la prevalencia de la orientación homosexual en la población general.
Los hijos de estas familias desarrollan una identidad sexual (sentirse hombre o mujer) que no se ve afectada por la orientación sexual de sus padres. Además, los roles de género de estos chicos y chicas (las conductas culturalmente vinculadas con el hombre o la mujer, preferencias de juguetes y juegos, elección de personajes favoritos, ropa preferida…) son perfectamente ajustadas; incluso diversos estudios psicológicos han hallado una mayor femineidad en las hijas de lesbianas que en las hijas de madres heterosexuales. 
 
Como consecuencia deberíamos poder concluir que los hijos de homosexuales se desarrollan de la misma manera que los hijos de heterosexuales y la calidad de su ajuste y equilibrio personal y social depende más de las aptitudes de los padres que de su condición sexual.
 La evidencia actual es unánime al revelar que los niños de padres gay y madres lesbianas no difieren sistemáticamente de los niños criados en familias heterosexuales y por lo tanto la calidad de la parentalidad es semejante. El ajuste social y psicológico del niño no está relacionado con el sexo de sus padres sino con las aptitudes que como padres deben ejercer. Ser un buen padre o una buena madre no está relacionado con ser heterosexual u homosexual sino con saber cubrir las necesidades que los niños manifiestan, dar amor y consistencia en las relaciones familiares.
 Un punto a destacar es lo habitual de las bromas que son blanco y la consiguiente sensación de verguenza que suele generarse entre los niños de padre/s de un mismo sexo pero paradójicamente estos niños si reciben una adecuada educación en el hogar pueden entender y describir muy bien su realidad, hecho que es más dificultoso en niños de padres separados hetersexuales.
Se ha notado que niños de padres homosexuales son muy cuidados con los más pequeños y que son más tolerantes a la diversidad.
 En un estudio realizado ninguno de los niños en edad preadolescente analizados, hijos de madres lesbianas, presentó confusión con la identificación de su género, deseos de pertenecer a otro sexo, comportamientos propios del género opuesto. No se observaron diferencias en los juegos, actividades, vestimenta o preferencias de amistades.
En el caso de adultos jóvenes se encontró una la diferencia en cierta aceptación a la posiblidad de tener a futuro una pareja del mismo sexo o a involucrarse en alguna relación homosexual.
Es mucho lo que falta investigar para aprender en este tema, pero las primeras investigaciones, como se ve, ya están dando datos que pueden generar polémica pero que no pueden negar los cambios culturales que se vienen dando en distintos ambitos del vivir y lógicamente esto incluye la sexualidad.
Bien claro es lo que expresa el Dr Boggiano (de la Sociedad Argentina de Pediatría) cuando dice «Lo que realmente importa es el afecto, la contención y una mirada que reconozca al niño, teniendo como base un vínculo adecuado capaz de aportar los alimentos concretos y simbólicos como ordenadores de la humanización, para la individualización y desarrollo humano»

En los hijos de parejas homosexuales es muy importante tener conciencia que su desarrollo en general es adecuado cuando existen relaciones amistosas, responsables e incluso cuando conocen a edades tempranas la realidad de la situación.
Es fundamental que las tareas paternas sean compartidas y que no existan conflictos en la pareja.
 

Fuentes:
Pediatrics 2002; 109: 341-344
Boletin Informativo de la Sociedad Argentina de Pediatría – Año XIX – 2002
Familia y diversidad: hijos de padres homosexuales. Frías Navarro, María Dolores*; Pascual Llobell, Juan y Monterde i Bort, Hector.* Dpto. de Metodología. Facultad de Psicología. Avenida. Blasco Ibáñez, 21. 46010 
zonapediátrica. 

Comentarios de Facebook

[fbcomments]

8 COMENTARIOS

  1. Estoy de acuerdo con la nota.
    Los homosexuales son personas como nosotros, por lo tanto tienen derecho a casarse y tener hijos.

  2. Les copio algo que anda dando vueltas por la red, que ayuda un poco a ver este tema del matrimonio desde otro escenario. Desde un escenario supuesto en donde los homosexuales fuesen mayoría y los católicos una minoría que exige por sus derechos. Aquí va.

  3. Si fuese creyente diría que si Dios hubiese querido que hubiera homosexuales habría creado a Adan y Walter o a Eva y Josefina. Por otra parte la Humanidad evolucionó a través de la heterosexualidad, así que dejomosnos de joder y no tratemos de justiicar lo antinatural.

  4. Aquiles, no es justificar, cuando algo está sucediendo, a pesar de todo lo que puedas pensar desde tus creencias, existe algo q se llama pensamiento científico que se dedica a investigar qué pasa con estos temas, etc. La cosa es que, despue´s de muchos debates y estudios, se ha llegado a concluir que la homosexualidad no es una enfermedad sino una elección de género diferente (no hablemos de aquellas q son enfermedades genéticas XXY/XXXY y otras, o hermafrositismos verdaderos, ni hablemos de los trans que se comportan diferente), y tb. hay estudios de seguimiento longitudinal a largo plazo de hijos criados en estos ambientes. Los resultados de la crianza hetero, a la vista está no hace falta estudio aunque los hay y los comparan sin encontrar diferencias, a eso voy, no se trata de justificar, sino de que todos tengamos los mismos derechos( y obligaciones) frente a una sociedad y a la hora de debatir, utilicemos la experiencia y saberes de quienes ya han estudiado sobre estos temas. El máximo problema repito: es nuestra mirada hacia esto, eso es lo que discrimina y puede generar daño a esos niños adoptivos.saludos

  5. convengamos que muchas parejas heterosesuales que dañan y maltratan a sus hijos intencionalmente, lo digo por el prejuicio de pensar que este tipo de parjas (homosexuales) les hace daño a los niños…primero miremoshacia dentro y reconozcamos que tan buenos padres somos los «heterosexuales»

  6. si supieran lo que siente un gay con las estupideces que escriben en esta pagina se sentirian igual que ellos

    espero que si no se sanciona la ley todos los que estan en contra de la misma salgan a adoptar a los niños que no tienen familia a los niños que los «heterosexuales» abandonan a su azar me da tanta verguenza que en la argentina pase esto

  7. yo estoy de acuerdo en que una ley acuerde derechos a las parejas homosexuales y los equipare con los derechos que adquieren las parejas hetero
    pero no estoy de acuerdo conque se llame «matrimonio» a esa unión y tengo mis dudas acerca de la conveniencia de la adopción.

  8. PARA EL HOMBRE FRACASADO DE HOMO

    Uds son una dictadura de degenerados porque no aceptan la opinion diferente,tal cual demostras vos en tu post tildandola de «estupideces»

    Por otro lado ESTA DEMOSTRADO por organismos y medicos intenacionales que los chicos que son adoptados por estos degenerados antinaturales terminan siendo degenerados como los «padres» y en muuuuuuuchos casos violados por sus «padres» o llevadolos a tener relaciones homosexuales con ellos

    UN ASCO

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingresa tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí