El Gobierno suspendió el aumento del 5% en el precio de los combustibles: detalles de la conversación entre Alberto Fernández y Guillermo Nielsen

0
179

Alberto Fernández usó una expresión en latín para frenar el aumento de combustibles. “Sine die”, le dijo en su llamado telefónico al presidente de YPF, su amigo Guillermo Nielsen, para dejar sin efecto la suba del 5% “por tiempo indeterminado”, según la traducción del término que utilizó varias veces en la tarde de hoy.

En la residencia presidencial de Olivos, el Presidente leyó los diarios y luego vio las repercusiones de un trascendido sobre una conversación que habría mantenido con Nielsen en el transcurso de la semana. Luego todos los medios publicaron que la petrolera estatal aumentaría los combustibles un 5% esta noche.

Nielsen proponía subir 10% y el Presidente le habría dicho que sólo aceptaría la mitad. Este domingo cambió de opinión tras evaluar el impacto que tendría la medida en el marco del congelamiento de aumentos de los servicios públicos previsto para los próximos 180 días.

En ese contexto, las naftas aparecían como la excepción, pero Fernández tomó la decisión e hizo el llamado. “Si lo pueden aclarar lo voy a agradecer”, pidió el Presidente a su círculo íntimo tras la conversación con Nielsen, a quien le indicó que no se aumenten las naftas “por ahora”.

Después se encerró en varias reuniones en la residencia presidencial para definir los próximos anuncios de la semana.

Este domingo por la mañana, la compañía había anunciado un incremento del 5% que representaría un aporte de 0,2 punto porcentual en la inflación de enero, de acuerdo con la ponderación del Índice de Precios al Consumidor elaborado por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

Con la suspensión del aumento, el litro de la nafta Infinia (la premium de la empresa) quedaría en $61,64 en la mayoría de las estaciones de servicio de la Ciudad de Buenos Aires, la Súper en $ 53,34, la Infinia Diesel en $58,84 y la Diesel 500 en $49,94.

Los combustibles ya sufrieron nueve aumentos en lo que va de 2019. En agosto Nielsen agosto había criticado con duros términos la decisión del gobierno de Mauricio Macri de congelar el valor del petróleo, desde la explotación hasta el expendio en estaciones de servicio.

Se esperaba que esta primera suba fuera una clara señal a los inversores en Vaca Muerta que su política no será la del congelamiento sino todo lo contrario: la idea es ir convergiendo gradualmente a valores internacionales.

El titular de YPF ya estuvo hace diez días en Estados Unidos explicando la política energética del nuevo gobierno y también empezando a hablar con posibles inversores.

En enero se actualizará el Impuesto a la Transferencia de Combustibles, que también había quedado congelado luego de las PASO.

En cuanto a la situación de YPF, aún resta que el Gobierno designe a nuevos directores en la compañía. Mientras tanto, continúan varios de la anterior gestión como Miguel Gutiérrez, que solo momentáneamente conserva su cargo de director aún cuando ya renunció a la presidencia.

infobae.com

Comentarios de Facebook

[fbcomments]

DEJAR UN COMENTARIO

Por favor ingresa tu comentario
Por favor ingresa tu nombre aquí